info@nutriking.com.ar | (0223 )  155673967

Extrusado

Category Archives
Extrusora de soja Nutriking

Instalación de una extrusora de soja: consejos para un proceso exitoso

El estrés, los altibajos emocionales y el nerviosismo suelen formar parte del comienzo de cualquier proyecto. Sin embargo, no tiene por qué ser así y por eso les damos algunos consejos organizar la puesta en marcha de una extrusora de soja.

Extrusora de soja NutrikingLa primera y más sencilla forma de empezar a trabajar correctamente es conocer los equipos que vamos a instalar. Los avances tecnológicos y la maquinaria de última generación pueden utilizarse fácilmente, conociendo en detalle sus mecanismos y funcionalidades. Para hacerlo, sólo debemos dedicar el tiempo suficiente y consultar con el equipo de asistencia de Nutriking, que tiene experiencia en la operación de las maquinarias y están familiarizados con todo el equipo y los procesos relacionados. Realizar la construcción de las extrusoras, la calibración de los controles eléctricos y de los equipos de detección implica conocer los equipos de arriba a abajo y poder armarlos sin mayores dificultades.

Nutriking birnda a sus clientes instaladores, electricistas y plomeros, a través de la atención telefónica, por correo electrónico o mensajes de texto. Consideramos fundamental mantener una comunicación fluida porque la mayoría de las veces una simple pregunta puede evitar un problema en la línea.
Al momento de utilizar las herramientas, es importante atender a una serie de consejos:

  1. Ser realista sobre los tiempos de instalación y puesta en marcha de la extrusora. Si bien sabemos que la implementación suele ser una necesidad urgente, la mayoría de los programas de instalación pueden tener algunos pequeños retrasos o inconvenientes inesperados que demoran un poco el proceso. Por eso es importante que al calcular el tiempo para la instalación, planificar entre una semana y diez días extras, dependiendo del tamaño de la instalación.
  2. Tomarse el tiempo necesario para realizar todo el proceso de activación: esto ayudará a no cometer errores, cortar las esquinas u olvidar pequeños detalles. De esta manera, nos evitaremos futuros problemas.
  3. Programar la puesta en marcha con los técnicos de Nutriking. Antes de la instalación, usted recibirá un formulario de solicitud de capacitación con preguntas sobre el estado del trabajo. Esto nos permitirá coordinar con ustede nuestro servicio de asistencia y viaje. Es importante recordar que el tiempo dedicado a la puesta en marcha se calcula según la cantidad y el tipo de equipo. En Nutriking solicitamos dos semanas de aviso antes de la fecha de inicio deseado, para poder coordinar la puesta en marcha.
  4. Ser paciente: por lo general la puesta en marcha implica partir de un extremo de la línea de producción, pasar por la puesta a punto y la solución de problemas, hasta llegar al otro extremo y todo ese proceso implica tiempo y dedicación.


Al tener en cuenta estos consejos, posiblemente nos demos cuenta de que a pesar de lo que muchos creen, los inconvenientes que surgen en un proceso tan extenso muchas veces son de rutina, aunque parezcan grandes problemas.


Se unen cámaras de extrusado de soja.

Convocados por la Cámara de Agroalimentos y Biocombustibles de Córdoba (Cabiocor) se reunieron en Monte Buey representantes de plantas de extrusado-prensado de soja de las provincias de Córdoba, Buenos Aires y Santa Fe.

La reunión de trabajo interprovincial tuvo como propósito elaborar una agenda conjunta para buscar soluciones a dificultades actuales del sector y elaborar un listado de prioridades tendientes a destrabar y transparentar la comercialización de expeller de soja.

Se planteó la necesidad de agilizar la habilitación de este tipo de plantas de prensado mecánico para la exportación. Además se propuso una revisión del arancel de exportación actual del expeller de soja. Según datos del Inta Manfredi, se proyecta que a fin de 2011 habrá unas 400 pequeñas plantas de extrusado prensado en la Argentina (100 por ciento más que a fines de 2010). “Esto implicará unos 4.000 puestos de trabajo genuinos en zonas del interior profundo donde no existe actividad industrial, pero a la vez profundizará la saturación del mercado interno de expeller”, advirtió Cabiocor.

Las crecientes dificultades que atraviesa el sector han llevado a las empresas de estas tres provincias a unirse en cámaras para alcanzar mayor representación ante organismos oficiales. En un futuro cercano prevén conformar una agrupación interprovincial que les otorgue representatividad a nivel nacional. Entre los objetivos comunes figura el reconocimiento del expeller de soja como un producto diferenciado; y la unificación de los parámetros de calidad para un estándar de exportación.

 Fuente: La Voz


Soja: proponen un régimen especial para el extrusado.

La creación de un régimen especial de protocolización para el extrusado-prensado de soja y para facilitar las exportaciones de las pequeñas industrias que elaboran derivados en origen –especialmente expeller– fue planteado ante las autoridades nacionales de Agricultura por la Cámara de Agroalimentos y Biocomustibles de Córdoba (Cabiocor).

Walter Moretta y Juan Carlos Giaccone, presidente y secretario de Cabiocor, respectivamente, fueron recibidos por el secretario de Agricultura de la Nación, Julián Domínguez, en la sede de la cartera nacional tras un pedido de audiencia que le hicieron los productores cordobeses durante la muestra Inta Expone, que se llevó a cabo el mes último en el Inta Marcos Juárez. Del encuentro también tomaron parte el secretario de Agricultura, Lorenzo Basso, y el titular del área de Bioenergía de la cartera rural, Miguel Almada.

Según informó Moretta a La Voz del Campo , los directivos de Cabiocor expusieron la situación particular por la que atraviesan las empresas de extrusado/prensado de soja, debido a la sobreoferta de expeller en el mercado local, la escasa rentabilidad del sector y las dificultades para avanzar con una salida exportadora en el corto plazo.

Protocolización.

Moretta propuso trabajar desde la cámara de Córdoba, conjuntamente con los organismos oficiales, para la creación de un régimen especial de protocolización tendiente a unificar calidades de producción, agilizar los trámites de habilitación y allanar el camino exportador a las pequeñas plantas del sector mediante un esquema asociativo. Remarcó que estas unidades deberían tener un tratamiento diferenciado, dada la naturaleza Mipyme de tales industrias.

El ingeniero Basso -explicó Moretta- coincidió en que este grupo de empresas, que generan valor agregado a partir de las materias primas agropecuarias en sus sitios de producción, son diferentes y manifestó su compromiso de profundizar en el tema para buscar una salida.

Así, se acordó con el área de Bioenergía del ministerio trabajar de manera paralela para la producción de biodiésel a partir de la utilización del aceite generado en cada una de las plantas industriales y, según indicó el licenciado Almada, realizar su procesamiento conjunto en una destilería asociativa radicada en la región.

Estructura Mipyme. Las empresas integradas a Cabiocor se caracterizan por su pequeña escala, con capacidades nominales de proceso de entre 30 y 120 toneladas diarias, pero que actualmente apenas alcanzan el 50 por ciento de proceso por la saturación del mercado interno del expeller (proteínas de soja).

Las plantas se encuentran radicadas en pequeñas poblaciones de entre mil y 10.000 habitantes y son, en muchos casos, la primera y única iniciativa industrial del pueblo.

“Nuestras plantas demandan entre 10 y 15 veces más mano de obra por tonelada de aceite producido, a diferencia de la extracción de aceite por solvente”, señaló Moretta. “Cualquiera de nuestras plantas ocupa entre 10 y 12 empleados de modo directo y otros tantos indirectos”, agregó. Debido a que en su mayoría son de origen asociativo, las plantas procesan materias primas de los propios productores, con lo que le confieren trazabilidad a su producción, cualidad muy buscada por los demandantes de alimentos.

El ingeniero Giaccone remarcó las cualidades nutricionales inmejorables de estos productos para la alimentación animal: la proteína posee una digestibilidad del 90 por ciento y un residual de materia grasa del siete al ocho por ciento. Estos derivados vegetales se convierten en un potente promotor del desarrollo de la ganadería porcina, bovina y avícola a escala regional.

La salida exportadora.

La opción exportadora posibilitará en un primer momento la plena ocupación de la capacidad instalada y el crecimiento del sector en el mediano plazo. El mercado chileno aparece como una excelente alternativa para la colocación del expeller cordobés, por su estratégica posición geográfica en cuanto a la incidencia del flete.

La reunión abrió la posibilidad de avanzar en los próximos días en la conformación de una mesa de acuerdos en la que estén representados los organismos gubernamentales, como las áreas de mercados del propio ministerio, del Senasa (Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria), la ex Oncca (Oficina Nacional de Control Comercial Agropecuario) y la representación de Cabiocor.

Fuente: LA VOZ